Queso y sobrasada artesana Son Sivineta, bocados con sabor menorquín

Hoy os presentamos dos productos de nuestra nueva selección de Delicias de Aquí que nos trasladan a Menorca. Un queso y una sobrasada con un sabor espectacular.

Manuel, el maestro quesero, originario del Perú, se asentó en Menorca ya hace más de 11 años y desde el principio empezó a trabajar para queserías con renombre en la elaboración del queso. Durante esos años, ha aprendido las técnicas tradicionales de la elaboración del queso Menorca.

Su pasión por aprender no terminó en lo que le pudieran enseñar en su puesto de trabajo, quiso más y se formó en los cursos que imparte la D.O. Mahón-Menorca, para así perfeccionar y mejorar toda la técnica ya adquirida. Sigue aprendiendo y formándose en la elaboración y afinamiento de los quesos y ha querido formarse fuera de los límites de la isla, aprendiendo otras técnicas y procedimientos en la Península.

Manuel tiene la filosofía que el queso empieza en el cultivo, después pasa a los animales, se elabora en la quesería, rematándose con el afinamiento en la sala de maduración. Todo con un mimo, una destreza y un saber hacer desde un principio a un fin

En Son Sivineta cuidan de sus vacas y de su bienestar, dándoles una vida desde su nacimiento hasta sus últimos días en total libertad. Son parte de la familia. La miman y les ofrecen la mejor atención.

Para la elaboración del queso, no se necesita únicamente leche, fermentos, sal y calor… todo empieza con la tierra, sigue con las vacas y, por último, las manos expertas de un maestro quesero y afinador. La suma de estos tres pilares es lo que elabora el queso.

LA TIERRA, PRIMER PILAR

Primer pilar de la elaboración del queso. Ella es la que les da el fruto para poder alimentar a sus animales y después poder elaborar su queso. Lo primero es la tierra y en Son Sivineta la cuidan a conciencia. La gestionan de un modo respetuoso con el medioambiente e intentando siempre que la estructura del suelo mejore con cada cosecha.

Han investigado, han pedido consejos, han estudiado y han implementado diferentes tipos de manejo de la tierra y cultivos que fueran buenos para el mejoramiento de la tierra, de su estructura y de su fertilidad, y todo intentando ser lo más respetuoso con ella, pues es uno de los tres pilares fundamentales. Creen firmemente en que la tierra ha de regenerarse de un modo natural y no artificialmente.

LAS VACAS, SEGUNDO PILAR

Segundo pilar en el que se apoyan para la elaboración de su queso. Ellas son las que a través de lo que comen les proveen de una leche rica en grasa, proteínas y nutrientes que hacen que su queso sea diferente, especial, sobresaliente y único. En su gran mayoría, tienen vacas de raza frisona y con la permisividad que les da la D.O.P. Mahón-Menorca, hacen algunos cruces entre las razas con las que se puede elaborar este queso, Frisona, Pardo Alpino y Menorquina.

Sus vacas, desde que nacen hasta sus últimos días, viven en total libertad, pasando bajo techo solo el tiempo de ordeño en la mañana y por la tarde, aproximadamente unos 40 minutos en total. Con esto conseguimos que los animales disfruten a sus anchas de la naturaleza que les rodea sin una estabulación contra natura.

Su alimentación es fundamental, y además de los distintos tipos de pastos de los que comen durante el día, siempre les ayudan con un apoyo de silo, heno y un pienso hecho de modo natural con granos de plantas no transgénicas. Mezclas que Manuel se encarga de supervisar personalmente y que acomoda a las necesidades de los animales dependiendo de la época del año.

EL MAESTREO QUESERO, TERCER PILAR

Aunque hagan las cosas bien en los dos anteriores pilares, si no está la mano experta, el saber hacer y la pasión de Manuel para la elaboración del queso Sivineta, no tenemos nada. Sus expertas manos miden a la perfección las temperaturas de la leche, el abatimiento de la cuajada, las medidas que poner en la tela para dar forma al queso, el tiempo de prensa, el salado… conocimientos que no están al alcance de todos y que Manuel, con su saber, su implicación y el cariño que pone en hacer, hacen posible que se obtenga este queso tan nuestro, tan diferente y tan especial.

QUESO ARTESANAL SEMICURADO D.O.P. MAHÓN-MENORCA

Queso artesano semicurado de 190 gramos aproximadamente, y elaborado artesanalmente según la tradición de Menorca, que se elabora con leche cruda de vacas en pastoreo recién ordeñadas y siguiendo la normativa de la D.O.P. Mahón-Menorca. Con un alto olor intenso que recuerda a lácteos, mantequilla y frutos secos tostados. En boca es firme, intenso y con un toque especiado al final. Está untado con A.O.V.E y Pimentón de la Vera D.O. en el exterior y no tiene conservantes ni aditivos.

SOBRASADA ARTESANA MENORQUINA

Sobrasada elaborada artesanalmente según la tradición de Menorca, que se elabora con la mezcla de carne picada de cerdo negro criado en libertad y especias. Elaborado con la propia tripa del animal y cosido a mano. Su textura es untuosa y cohesionada con sabor y aromas característicos y una clara presencia de pimentón. El tiempo de maduración oscila entre sesenta y noventa días en bodega a temperatura y humedad controladas.

¿A qué esperas para suscribirte a nuestro club (“Delicias de Aquí”) y así tener la oportunidad de disfrutar de estos dos increíbles productos de nuestra nueva caja?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *